viernes, 1 de abril de 2011

Las llaves del closet: La próstata como el punto G en los hombres



Por lo regular al mencionar el PUNTO G la imagen mental es la de una mujer pero es el momento de que aclaremos que los hombres también tienen su PUNTO G y que como en “ellas” es el sitio para provocar orgasmos intensos con gran duración y placer… este punto esta situado o es en realidad la PRÓSTATA en la pared frontal del recto. Para su estimulación el hombre debe sentirse cómodo y darse en lo posible una ducha o un buen baño caliente y la práctica de ENEMAS puede beneficiar demasiado en al situación previa a que otro hombre (bien bueno) te haga la práctica.



Para un principiante un dedo es el elemento inicial, pero la mano debe estar lubricada, todo un jugueteo anal y recostado de espaldas con tus piernas levantadas tu futuro follador deberá localizar la próstata. La embestida puede ser suave o brusca (cuando ya se tenga experiencia) y la presión debe ser constante lo que hace que el “mancito” se desespere y te pedirá incluso que saques tu dedo y lo claves, es el orgasmo que se facilita más si se le da por “mamartela” en ese momento, coloca los brazos contra el respaldo de un sofá e inclina el cuerpo hasta alcanzar un ángulo de 90º y separa tus piernas y deja que tu pareja se arrodille frente a ti.



Bueno y para los que creen que la estimulación solo se consigue de manera manual, les contamos que una buena “clavada” pone a trabajar el músculo pubococcígeno por lo que el “follado” sentirá ese placer, todo radica en la posición y en el tipo de verga. Nuestro punto G es una GLÁNDULA, es la PRÓSTATA la misma que en el futuro nos molesta pero que ahora es nuestra fuente de placer…

2 comentarios:

  1. ya he conseguido varios puntos G.

    ResponderEliminar
  2. Interesante, aunque aun no he encontrado mi punto G.. :S

    ResponderEliminar